14 mayo 2016

Banca móvil se va abriendo paso de a poco en Bolivia

Del total de las transacciones que se realizaron en Latinoamérica la gestión pasada, un 10% se hizo a través de medios electrónicos, un porcentaje bajo a comparación de los países desarrollados que están por el 70%, según este último dato de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Comercio y Desarrollo (UNCTAD), pero que refleja un crecimiento de parte de usuarios latinos en los últimos años.

Dinero electrónico llegó para quedarse. Daniel Navarro, CEO de Nimmok, empresa colombiana de servicios financieros móviles, señala que Latinoamérica aún tiene una fuerte tradición por el dinero físico, toda vez que un 90% de las operaciones económicas se realizaron de esta manera. Sin embargo, indica que el dinero electrónico llegó para quedarse, debido a la seguridad y facilidad que ofrece, además que está siendo impulsado por todas las entidades financieras de los gobiernos.

"Hoy en día, en Latinoamérica, las transacciones digitales tienen una participación del 10% de la economía formal y esto tiende a incrementarse a medida que haya nuevos actores. Las transacciones efectivas generan muchos problemas, tales como la criminalidad, lavado de dinero e inseguridad, por eso los principales gobiernos están promoviendo la digitalización de sus economías. Además que esto dará acceso a la población que ha sido excluida con estos servicios", dijo Navarro.

El experto también comentó que con este nuevo paradigma, ingresan nuevos actores al mercado, además de la banca, como ser las empresas telefónicas con la "Billetera Móvil", los supermercados, las empresas de transporte y otros tipos de asociaciones de consumo masivo que ahora ofrecen servicios financieros comerciales y donde el smartphone puede jugar un papel fundamental.

"Por ejemplo, en Paraguay existen 1,9 millones de billeteras móviles y solo 900.000 clientes en bancos. En el caso boliviano hay un desafío muy grande para que los principales actores e instituciones financieras acompañen el crecimiento que está teniendo, uno de los principales jugadores es Tigo con su Billetera Móvil", dijo Navarro.

Entre las seguridades que ofrece una transacción por celular, están las claves para acceder a los servicios, el smartphone tiene un número único en el mundo que no se puede clonar, las transacciones viajan siempre encriptadas. "El celular es más seguro que andar con plástico o la billetera", finalizó.

Bolivia ya tiene experiencia en pagos electrónicos. Por su parte, Juan Gonzales, gerente general de la Administradora de Cámaras de Compensación y Liquidación (ACCL), indicó que las transferencias electrónicas en Bolivia están presentes desde el año 2006, incluso antes que otros países. Es así que señala que de los cuatro instrumentos de pagos autorizados en el país: cheques, transferencias electrónicas, tarjetas de pago (débito y crédito) y la billetera móvil, el segundo maneja un mayor monto económico.

"Las transferencias electrónicas predominan, le sigue los cheques, las tarjetas y de último la billetera móvil. Esto por las facilidades que ofrecen estos servicios", dijo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Twitter / Bolsa_BBV